Mi Pensamiento y yo

"Cositas mias y de mi vida"

miércoles, marzo 29, 2006

**Juzgar**





Había un hombre que tenia cuatro hijos. El buscaba que ellos aprendieran a no juzgar las cosas tan rápidamente; entonces el envió a cada uno por turnos a ver un árbol de peras que estaba a una gran distancia.

El primer hijo fue en el Invierno, el segundo en Primavera, el tercero en Verano y el hijo más joven en el Otoño. Cuando todos ellos habían ido y regresado, los llamó y juntos les pidió que describieran lo que habían visto.

El primer hijo mencionó que el árbol era horrible, doblado y retorcido.

El segundo dijo que no, que estaba cubierto con brotes verdes y lleno de promesas.

El tercer hijo no estuvo de acuerdo, el dijo que estaba cargado de flores, que tenia aroma muy dulce y se veía muy hermoso, era la cosa mas llena de gracia que jamás había visto.

El ultimo de los hijos no estuvo de acuerdo con ninguno de ellos, el dijo que estaba maduro y marchitándose de tanto fruto, lleno de vida y satisfacción. Entonces el hombre les explicó a sus hijos que todos tenia la razón, por que ellos solo habían visto una de las estaciones de la vida del árbol.

El les dijo a todos que no deben de juzgar a un árbol, o a una persona, solo por ver una de sus temporadas, y que la esencia de lo que son, el placer, regocijo y amor que viene con la vida puede ser solo medida al final, cuando todas las estaciones han pasado.

Si tu te das por vencido en el invierno, habrás perdido la promesa de la primavera, la belleza del verano y la satisfacción del otoño.

Moraleja: No dejes que el dolor de alguna estación destruya la dicha del resto. No juzgues la vida por solo una estación difícil. Persevera a través de las dificultades… mejores tiempos seguramente vienen por delante.

En mi opinión personal para uno comprender hay que ver con los ojos del otro, ponernos en su lugar para mirar desde allí. La comprensión nos hace más tolerantes porque nos damos cuenta que nosotros mismos podríamos tener los mismos defectos que detectamos en los demás o haber cometido los mismos errores si hubiésemos vivido idénticas circunstancias. Si somos humanos, nada, absolutamente nada de lo humano nos es ajeno.

Es cuanto!

3 Comments:

Blogger ««Ariadne»» said...

eso se parece a algo k lei no hace mucho y k me gusto mucho k decia:: Sepamos dónde nos aprieta el zapato; Pero evitemos juzgar donde les aprieta a los demás...!!!

3/29/2006 12:24 p. m.  
Blogger Sandra said...

Asi es mi linda ariadne, por lo mismo que cada día debemos de aprender ser mejores personas por y para con los demás y evitar siempre estar señalando a los otros, el asunto está en construir no en destruir.
;)

besitos y gracias por tu opinión

3/29/2006 1:56 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Conocer cada etapa de la vida de la persona que amas: te enriquece como persona, amplia los vínculos entre ambos y ayuda a liberar los sufrimientos de la persona amada.
Como no, entonces: no sentarte frente a ella, no contemplar con detenimiento cada etapa de su vida, no aprender de sus vivencias, no ayudar a liberar ese dolor, como no amarte amor....

4/05/2006 9:40 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home

IP Address Lookup ofertas vuelos
Kennedy Western University Online

Sandra